miércoles, octubre 23, 2013

EL QUID PRO QUO DEL AMOR, LA MELANCOLÍA Y BELINDA CARLISLE: LEAVE A LIGHT ON


Un día libre entre un montón de noches, que aprovecharé para rescatar otra de mis canciones para cantar que a fin de cuentas es lo que mejor rollo me da. 
Tengo una jornada un poco regular preocupado con una cuestión que no sé si es oportuno "soltar al aire" así porque no sé si las respuestas válidas son solo las que el propio corazón te proporciona o si sirve para algo conocer lo que piensan los demás.
La cuestión es: en el amor, ¿cuanto menos se recibe menos se tiene que dar para evitar sentirse defraudado, o es cierto que cuando se ama de verdad se da sin esperar nada a cambio?...
...y si esto último es verdad, ¿es una verdad perenne o termina por adquirir una fecha de caducidad?...

Con semejante marrón en la cabeza te presento mientras a la afortunada protagonista de mi sección favorita: ¡Belinda Carlisle!


La wikipedia del diablo me dice poco sobre ella, aparte de señalar unos comienzos un poco medio pop-punks, una reflexión sobre la peligrosa vida que ha llevado con adicciones al alcohol y determinados tipos de drogas, y un repaso a su primer album de éxito, "Heaven on Earth" ( 1987 ). Es curioso porque su carrera tiene unos cuantos albumes más y de hecho el siguiente, "Runaway Horses" ( 1989 ) puede que fuese el que más éxito tuvo a nivel internacional y el más conocido en nuestro país.
Yo a Belinda la conocí por culpa de mi mamá, que en aquel verano antediluviano ( uno de aquellos en los que todavía cargábamos el coche a primeros de Agosto y nos íbamos toda la familia a la playa para pelear como perros durante un par de semanas aprovechando la intensa convivencia mutua ) estaba enamorada de esta canción:


...de esa fijación materna ( desde pequeño siempre he sido un enano pelota y me ha gustado buscar cosas que le gustasen a mi mamá ) surgió el interés por la artista, la canción, etc, etc, y al final acabé por comprarme el disco en el que se incluía el tema,  "Runaway Horses",  y me convertí en un joven adicto a Belinda. Este LP, además de la canción de hoy, incluía este estupendo y buen-rollero tema con el mismo título que el album y que te hace despegar la moral en momentos un poco bajos como tengo yo este miércoles por la tarde...qué buena cara de chica elegante y formal tenía siempre Belinda en contraste con la vida personal un poco turbulenta que le adjudican...


Tras este momento inicial efervescente me comporté como se esperaba de la mente volátil de ese adolescente tardío que yo era y tuve un tiempo en que me olvidé de Belinda. Ella no se cruzó de brazos entre tanto, no, siguió activa unos cuantos años y cuando se me ocurrió recordarla bastante después me entró la fijación de conseguir todos sus albumes en formato CD ( no, todavía no había interneses pirateros ) por aquello de ser representativa de una buena época de mi vida. Felizmente muchos de sus trabajos posteriores, a pesar de ser bastante buenos, los conseguí en los cajones de las "series medias" que estan en los grandes comercios y donde podías conseguir los discos originales a un precio estupendísimo. 
Ahí encontré el siguiente album de Belinda, que a pesar de contar con una estupenda presentación y me da la sensación que una mayor inversión, no obtuvo los mismos rendimientos que el anterior. Ese album se titulaba "Live your life be free" y en él se encontraba este maravilloso tema con un video más maravilloso aún que creo haber incluido ya en algún momento en el blog: "Little Black Book". Si no lo conoces te pido que le eches un vistazo porque aparte de que ella sale guapísima, hace un juego con imágenes de dibujos animados y el cine en blanco y negro que TE VA A ENCANTAR...vamos, pínchalo, es una orden, jajaja.


Tras esto la carrera de Belinda se tornó irregular, con albumes que a pesar de contar con un buen sonido no terminaron de cuajar en el mercado internacional como había ocurrido con algunos de sus sencillos anteriores, a pesar de contar con buenas críticas ¡y de gustarme a mi bastante, coñe!......qué cosas, siempre termino hablando en mis singing songs del declive del artista de turno y qué poco me gusta hacerlo pero como otras veces me supongo que la única reflexión válida es que cada cosa tiene su momento y el sonido de Belinda también tenía el suyo......
Su último album de estudio del siglo XX fue "A Woman & A Man" y contenía esta canción que a mi me encantaba...




Después vinieron largos años de inactividad y hasta el ¡2007!, casi una década después, no se anima con un nuevo trabajo un tanto arriesgado titulado "Voilá!" en el que hace un repaso de grandes éxitos de la "chanson-française" con esta portada así de elegantona:


Seguramente a causa de que este disco solo lo comprase su abuela, su vecina y las miembros de su club de lectura, se ha tirado otros seis años más de silencio  ¡hasta ahora! en que no sé si empujada por la necesidad económica o el impulso creativo, ha vuelto a los ruedos artísticos con un album titulado "Icon" y un primer single titulado "Sun"...yo lo he oido y la verdad mi impresión ha sido positiva porque me esperaba algo más aferrado a su antiguo estilo y menos arriesgado y ¡vaya!, suena cañero y actual ("Si Cher puede hacerlo, porqué no yo que tengo veinte años menos", dirá ella ) y creo que tiene una pequeña oportunidad en la jaula de tigres rabiosos que es ahora el panorama discográfico...

La canción de hoy es otra: se titula "Leave a light on for me" y va un poco sobre esas cosas que se dicen en el momento en que dos personas tienen que alejarse  ( "recuerdame", "nunca te olvidaré", "te llevo en mi corazón forever" ) y que suenan preciosas pero en las que sospecho uno no pone demasiadas esperanzas una vez el que se va sale por la puerta, ¿verdad?

En primer lugar, como siempre, la canción para que puedas cantar si hoy así lo deseas:

Take my hand 
Tell me what you are feeling 
Understand 
This is just the beginning 
Although I have to go 
It makes me feel like crying 
I don't know when I'll see you again 
Darling leave a light on for me 
I'll be there before you close the door 
To give you all the love that you need 
Darling leave a light on for me 
'cause when the world takes me away 
You are still the air that I breathe 
I can't explain I just don't know 
Just how far I have to go 
But darling I'll keep the key 
Just leave a light on for me 
Yes I know 
What I'm asking is crazy 
You could go 
Just get tired of waiting 
But if I lose your love 
Torn out by my desire 
That would be the one regret of my life 
Just like a spark lights up the dark 
Baby that's your heart

A continuación, mi primer experimento insertando un video a través del "código de inserción" en vez de con la barra de herramientas del blogger, para esos casos en los que el video me aparece en youtube pero no aparece con el buscador que el propio blogger proporciona...a ver qué pasa:


.....hoy termino la cosa así.

Melancólico y también cansado de sentirme melancólico.

Feliz miércoles a todos.

4 comentarios:

  1. Tú ya sabes lo que opino, ángel, que las relaciones que valen la pena siempre van de más a más (yo doy más, tú das más, yo más, tu más,...) pero que ese dar sale tan natural que no te parece estar dando y es el otro el que te lo hace notar agradeciéndotelo.

    De eso que alguien te dice "me llevas en palmitas" y tú te encuentras pensando "¿Pero qué dice? Si es él el que me lleva a mí como a una reina".

    Cuando empiezas a pensar en términos de quién da más, quién menos, si seguir a tripa abierta o volverse un poco reservón... algo no va bien.

    No es amar sin esperar nada a cambio. Cuando esperas algo ya es porque no te lo han dado antes de que lo echaras en falta.

    Y sí que hay que esperar algo a cambio: que tu vida sea mejor en pareja que estando solo; que esa relación te de más ganas de hacer cosas; que te haga sentir más guapo, más sexy y más perfecto; y que te haga mejor.



    ResponderEliminar
  2. ¡Qué historia más bonita la tuya con la Carlisle! No tenía ni idea tu madre de la que iba a liar por gustarle esa canción, jaja... ay las mamás.

    Yo no le había prestado atención, sólo me acordaba, precisamente, de La luna. Viendo el repaso que te has marcado de su trayectoria, veo que sigue en forma, la última canción está bastante bien, y ella muy mona. Tiene un estilo estándar, por así decirlo, pero con gancho. A ver si tiene suerte ahora.

    Sobre lo de las relaciones, yo soy un poco friqui, cada vez más. En ocasiones he dado mucho sin esperar nada, hay que evitar, creo, que una relación se parezca a una transacción comercial. No hay nada más triste que esas rupturas en las que se echa en cara quién puso más, como decía la canción de Víctor Manuel.

    En ese sentido, y vuelvo a las madres, no se me ocurre amor más puro que el que estas o los padres suelen dar a sus hijos, cuando eso está bien encauzado.

    Un beso grande, y no estés tristón

    ResponderEliminar
  3. Ronro: Pues sí, chata, ya sé cual es tu visión sobre este tema. Y aunque las soluciones no son universales y lo que es bueno para unos no lo es para otros, lo cierto es que cuando uno empieza a cuestionarse la forma en que funciona un mecanismo es porque se ha dado cuenta que el mecanismo existe y cuando lo percibes es que ya hay algo no está funcionando como debería.
    Como siempre, un beso gordo.

    ResponderEliminar
  4. Justo:
    Tienes toda la razón, Belinda es muy "estandar", jajaja, pero me gustaría que triunfase en este último retorno suyo a los escenarios. Sobre todo porque ya sabes que hay artistas a los que acabas cogiendo un poco de cariño como si fuesen de la familia y te gustaría que siempre les fuese todo bien, aunque no sea más que por lo que han representado para uno en determinada etapa de la vida.
    Y sobre las relaciones, pues sí, puedes sentirte bien dando mucho sin recibir demasiado porque te hace feliz darlo, lo que se debe evitar como dices es terminar planteándote los términos de un modo comercial, porque solo por el mero planteamiento ya se está evidenciando que algo no va bien.
    Muchas gracias por tus palabras, tu tiempo ¡y el apoyo!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

El último mar que compartimos juntos

El último mar que compartimos juntos
...no,no estabas pero te tenía ahí, en el corazoncito...