viernes, julio 06, 2012

¡¡¡ MISION !!!



Durante todo el trayecto J.A. no abre el pico, ni siquiera cuando las tremendas corrientes de aire y polvo colocan la lanzadera patas arriba un par de veces haciéndonos perder la noción de qué es arriba y qué abajo. El planetoide, una bola de piedra que solo figura en las cartas como P-305 y está considerado como inhabitable por todas las especies conocidas, nos recibe con todo el cariño posible para intentar demostrar ser el puto infierno que en realidad es.
Cuando por fin Ponedora 1, ( que es así como se llama nuestro medio de transporte sin duda en homenaje a nuestra omnipresente fuente de combustible ) pone el trasero en la superficie, nos encontramos en medio de un rugiente desierto de arena roja, vientos de cien kilómetros por hora y tormentas que se suceden una tras otra sin pausa intermedia.
< capitan Angel > Por favor, Madre, defíneme parámetros ambientales externos
< computadora central > Datos suministrados de Ponedora 1 con nivel de fiabilidad del 45% -dice Madre adoptando el tono profesional que se le pone cuando está mosqueada- Perturbaciones electromagnéticas de gran calibre.
< capitan Angel > Madre, los parámetros...
< computadora central > temperatura ambiente de 55º C...velocidad del viento no evaluable...atmósfera no respirable...el sistema de supervivencia recomienda un abandono del planetoide inmediato...
J.A. por fin abre la boca, encantador en su traje plateado y suelta
"eso es una pesadilla. espero que tu nómina compense a tus allegados el dolor que les causará perderte en este lugar cuyas únicas fuentes de vida serán seguramente gusanos arenícolas gigantescos que se nos comeran en cuanto detecten las vibraciones de la Ponedora esta de los huevos"
"¿Ah si?" respondo mosqueado porque siento tambalearse mi autoridad y este es solo el sexto día de expedición "pues ahora vamos a bajar por mis santos cojones. Los gusanos arenícolas no hacen llegar ese tipo de señal porque sus sistemas nerviosos son demasiado primarios, ahí fuera hay algo más y nosotros vamos a encontrarlo, ¿recibido, lugarteniente?"
J.A. chasquea la lengua, se calza el casco y se encoge de hombros extendiendo una mano en plan de "usted primero". Yo suspiro y me pongo también el casco, pensando en salir, volver cuanto antes y ufanarme delante de todos diciendo "yo fui pero no había nada". Según los cálculos de Ponedora 1 no hay más de mil metros desde nuestra posición al origen de la señal, y mientras peinamos la zona permaneceremos en todo momento agarrados a la lanzadera por unos cordones umbilicales que nos arrastrarán de vuelta a toda velocidad en caso de emergencia.
Elevo el pulgar a J.A. queriendo decir "en marcha" y él me muestra el dedo corazón estirado queriendo decir algo que no deseo escuchar. De manera que aprieto el botón de apertura, y al instante un viento bestial empieza a arrastrar kilos y kilos de arena al interior de la nave.
La apertura pone además en marcha el sistema informático de Ponedora 1, que con una alegre voz de corista cacarea:
< Ponedora 1 > BIENVENIDOS AL SISTEMA DE CONTROL PARA MISIONES EXTRATERRESTRES...CLO-CLO-CLO... MI NOMBRE ES PONEDORA 1 Y DESDE ESTE MOMENTO TRATARÉ DE SER SU CIBERASISTENTE
< J.A. > ...por lo menos dejamos de oir a la zorra de tu Madre, capitán
< Ponedora 1 > PERDON LUGARTENIENTE, ESPECIFIQUE EL SIGNIFICADO Y CONTEXTO DE ZORRA
< capitan Angel > olvide eso, Ponedora  y especifique coordenadas de muestra biológica
< Ponedora 1 > PORRRR SUPUESTO COCORICO-CO-CO-COMANDANTE, PERO EN PRIMER LUGAR TENDRÁN QUE ABANDONAR LA NAVE ¡YA! PARA EL CIERRE DE COMPUERTAS O NO HABRÁ GALLINA QUE ARRANQUE CON CIEN TONELADAS DE ARENA EN LAS TRIPAS, JI-JI-JI
Ponedora tiene razón, el habitáculo de toma de tierra se está inundando de montañas de arena roja así que doy un puntapie en el culo a J.A. y nos plantamos los dos en la superficie de ese desierto abrasador mientras  la compuerta se cierra a nuestras espaldas con un sonoro cocorico.
< capitan Angel > Bien, Ponedora, a continuación denos coordenadas de desplazamiento
< Ponedora 1 > OKEY CAPI...A VER, DESDE AHÍ, DIEZ PASITOS HACIA SU DERECHA
J.A. vuelve hacia mi su casco y me alegro de no ver en el cristal reflejado nada más que el violento cielo encarnado del planetoide. Mientras damos dificultosos pasos en la dirección que nos especifica el control de Ponedora, va dándonos señales informativas
< Ponedora 1 > ...A VER-A VER-A VER...CALIENTE CALIENTE....NOOO AHORA NOOOO...QUE TE QUEDAS CONGELADOOOO
J,A. termina por plantarse con los brazos en jarras cortándome el paso para decir
< JA > Vaya, tengo una sobrina de tres años que podría haber ocupado el puesto de Ponedora 1 y en cambio la he dejado en casa con sus padres cuando podíamos haber sacado otro sueldo más para su familia...¿PERO QUE MIERDA ES ESA DEL CALIENTE-CALIENTE? ESTAMOS EN UN PLANETOIDE DESCONOCIDO CON LA PRESENCIA DE ALGUN BICHO EN LOS CONTORNOS Y ¿ESO ES CON LO QUE CONTAMOS PARA GARANTIZAR NUESTRA SEGURIDAD?
Lamento decir que estoy en acuerdo con J.A. Estamos envueltos en una tormenta de arena roja, sin ver a un palmo de nuestras narices, agarrándonos el uno al otro para no caer de culo y ser arrastrados por el viento huracanado, y además con la posibilidad de que el ente biológico con que nos encontremos sea de naturaleza hostil.
De pronto entre dos nubes de polvo el panorama se despeja y vemos la silueta de una descomunal nave...


< capitan Angel > ¿que es eso?
< Ponedora 1 > ¡CALIENTE, CALIENTE-COC-COC-COC-CORIIIIC!
< JA > si se te ha ocurrido que yo voy entrar en esa cosa con el soporte científico que tenemos a la espalda y tu sola compañía, te notifico que ya puedes suspenderme de empleo y sueldo hasta que lleguemos a Exodus, pero el menda no va a meter su culo ahí dentro. Que te vaya bien con Ponedora.
Pero no llega a moverse porque al instante siguiente las nubes de polvo vuelven a cerrarse y Ponedora 1 exclama
< Ponedora 1 > ¡ENHORABUENA CAPITAN!
< capitan Angel > ¿enhorabuena porqué, Ponedora?
< Ponedora 1 > PUES PORQUE HAN ALCANZADO EL OBJETIVO BIOLÓGICO...YA LO ESTÁN VIENDO, ¿NO?...TIENEN QUE VERLO, ESTÁN...¡ENCIMA! ¡ CLO-CLO-CLO!
Pego un brinco, miro a derecha, miro a izquierda, no veo nada, me vuelvo a J.A...

...y tampoco hay nada!!!


El último mar que compartimos juntos

El último mar que compartimos juntos
...esta vez, solo contigo