miércoles, septiembre 27, 2006

FELICIDADES JABYTO


...corcho que torpe, gracias a la chica de los girasoles ( Dalia ) recordé la fecha... espero que lo leas, feliz cumpleaños y feliz vida, disfrútala a tope sin perder un segundo del nuevo año que se te ha regalado, ¿OK?...como regalo, una imagen del que nos unió a todos y nos atrajo a la montaña ( como el anillo de marras del Señor de los Idems ), que mi amiga Alas conocerá pero dado la amistad que os une me parece bien que la compartais...
Un abrazo muy grande, amigo...

martes, septiembre 26, 2006

ENCUENTRO DE CHULAZOS EN LA 3ª FASE


Visto que la aventura en los probadores de caballeros no logró escandalizar suficientemente a la peña, me embarco en otra travesura con la sana intención de animar el otoño que tenemos por delante...
...esta entrada va dedicada, con mucho cariño, a mi amigo pe-jota y su blog que es caotico, revolucionario y maravilloso como el propio siglo XXI, debido a una pequeña broma que nos traemos con el tema de los chulazos...
...estamos listos, estan abrochados los cinturones, pues vamos allá, he vuelto a ingerir sustancias prohibidas así que no respondo de mis actos...

1ª FASE

...la Mari se ha ido al curro y hoy de paso lleva a las niñas al cole, porque yo no he abierto el ojo hasta que no estaban las tres duchadas, vestidas y desayunadas... ¿sirve en mi descargo que me echaron de la obra hace dos meses y no encuentro curro ni a tiros?... bueno, pues ahí queda...
- Pero que cerdo eres, cariño -me ha soltao la Mari cuando estaba dedicado a la rutina matutina de los machos, lease bostezar, rascarse el paquete y quitarse las legañas del ojo- La unica puta cosa que puedes hacer al día es llevar a las niñas al cole y te duermes tres días de cada cinco... eres un asco, cariño...
- Perdona chata,es que no dormi bien y se me pegaron las sábanas...
- Y una mierda. Se te pegó el morro a la tele viendo la peli porno del canal por cable y claro, quien se levanta a las 8 con cuatro pajas en el cuerpo y ese trajin de vida...
Cuando se levanta nerviosa es mejor dejarla, reajusto mis genitales dentro del gallumbo y voy muy digno al baño, mientras continúa el chorreo.
- ...como supongo que no piensas hacer nada en todo el puto dia, te informo de que en torno a las 11 o las 12 vendrá el técnico de la lavadora, y... -el gesto de Mari se vuelve asesino y un indice apunta a mi nariz- ... como desaparezcas y quede el aparato sin arreglar, juro por Dios que voy a verte fregar mis bragas y las de las niñas con esos puñitos, tris-tris-tris...
"Donde se nos fue el amor", pienso nostálgico mientras Mari pone el abrigo de las niñas y salen las tres de casa en formación como un destacamento de antidisturbios... en cuanto se cierra la puerta me vuelvo al catre, esto es demasiao duro, no quiero ni pensarlo...

2ª FASE

Tanto aporrear el timbre consigue que me levante cagándome en todo lo más sagrado, cojones, si solo son las 9:30 y el de la lavadora no venía hasta las 11, ¿o entendí yo mal?... Abro la puerta y me encuentro a un joven moreno engominado con traje y corbata, enseñándome los dientes.
- ¿Le pillo en mal momento?
-... penoso, la verdad. Si vendes algo ven a las 3 que está mi señora, ella se encarga de estas cosas...
Veo que me mira de arriba a abajo con nerviosismo, me miro a mi mismo y compruebo que entre mi desnudez y él solo se interpone mi barriguita cervecera y un calzoncillo blanco de los de toda la vida. Tengo que decir:
-...perdona, joer, es que estaba en el catre...
- ... tranquilo, -dice sin perder la sonrisa aunque tiene la frente sudorosa-.
- De todos modos ya te digo, mejor ven cuando esté la Mari, ella se encarga porque yo...
El tío traga saliva como cogiendo fuerza y dice:
- Aun así qué te parece si te dejo las revistas y luego se las das a... a la Mari...
Pienso que aún no se lo que vende el pollo este pero todo el mundo tiene derecho a ganarse la vida, así que me encojo de hombros y le llevo a la salita, en donde nos sentamos en una butaca, cada uno frente al otro.
- ...vale, y de que se trata -le digo algo intranquilo, luego pienso que debería ir a por un albornoz, una bata o algo así para no estar en pelotas delante del chico, porque además de no estar bien el tio no hace más que mirarme la entrepierna-.
Cuando miro y veo asomar una de mis criadillas peludas por el elástico holgado del calzoncillo doy un grito:
-¡Joer!... mira que soy cerdo, perdona, voy a ponerme un...
- ¡No, no !...está bien así -dice él-.
Yo flipo un momento, luego veo un bulto considerable en sus pantalones de Ermenegildo Zegna o la madre que los trajo y como supongo que no tiene artilugios hinchables en los bolsillos para relajar el ambiente y entretener a la clientela, concluyo que está empalmado... esto nunca me ha sucedido, me quedo quieto como un pollo ante un zorro, pensando por donde salir zumbando.
- Oye tenemos una promocíon especial, son casi 20 megas y...- le oigo tragar saliva desde donde yo estoy y añade- ...¿te la ha chupado un tío alguna vez?
¿Se puede saber que tiene que ver eso con los megas de los cojones?...Pego un brinco como si mi butaca transmitiese corrientes eléctricas directamente hacia mi culo pero a la vez, ahí entre mis muslos, ese sorprendente amiguito que todos los tíos tenemos empieza a ponerse en pie de guerra... ¿a que se debe? ¿es mi subconsciente freudiano? ¿tuve un trauma infantil? ¿abusaron de mi los curas del colegio, lo borre de memoria y ahora se manifiestan las secuelas? ¿tengo la pituitaria de distinto tamaño que los heterosexuales puros?...
...me importa una mierda cuando el chico se pone a cuatro patas delante mío, aparta el calzoncillo y se mete a mi alter-ego en la boca... oh dioses, es estupendo...

3ª FASE

- ¿Hay alguien en casa?... ¡Soy el de la lavadora!
¿Seré jilipollas? me he dejado la puerta abierta...
Antes de que el chico pueda sacarse mi cacharro de la boca aparece un cachas rubicundo vestido con un mono gris y una bolsa de herramientas en la mano.
- Veras, no es lo que parece -explico enseñando los dientes- Está ofreciéndome una promoción...
No sé porqué el del traje de ejecutivo no deja de chupármela, pero el técnico de la lavadora se baja la cremallera del mono hasta abajo y dice:
-...mira papaíto, la promoción incluye un 2 x 1, a ver qué te parece esta...
...y me introduce en la boca un artilugio de dimensiones alienígenas... vamos a ver, vamos a ver, ¿cuando perdí el control de todo esto?

EL CONTACTO

...mientras el de la lavadora me está dando por detrás y yo tengo la boca llena con el asunto del chico con traje de chaqueta, una voz anuncia las campanas del Juicio Final...
...la puta puerta sigue abierta...
- ¡¿Hola?! ¿Andas por ahí querido yerno?... te traigo a las niñas, era la fiesta de la fundadora del cole y no tenían clase, así que la Mari me llamó al móvil y me dijo que... ¡AAAAAAAAAAAH!
- ...papi-papi-pa... ¡ABUELA LOS HOMBRES MALOS ESTÁN ASESINANDO A PAPÁ!
"¡Aaaah!", digo yo también, luego el de la lavadora se corre, el ejecutivo se corre y mi matrimonio, mi autoestima y el mundo tal como lo conozco hasta ahora caen junto con mis espermatozoides formando un charquito en la alfombra...

...si de esta no me excomulga Benedicto, ya no sé lo que tengo que hacer...

Un abrazo a todos.

viernes, septiembre 22, 2006

TERRORISMO SEXUAL EN EL PROBADOR DE CABALLEROS

...ayy, creo que le puse demasiado chile a los frijoles... una fantasia para mayores de 18 años y si son menores, que sea con el consentimiento de sus padres...


...genial, he podido agenciarme el CD de Scissor Sisters junto con la camiseta, ahora me meto al probador y mientras hago como que me pruebo esa susodicha camiseta que no me pienso comprar, casco la alarma y me llevo el CD metido en los calzoncillos, ja-ja, y puedo sacarle la lengua al vigilante de la puerta que me mira con cara de poker cuando entro, pues vale, moreno, ahí te quedas y yo me llevo el disco por la filomatic, ja-ja, pero antes hay que pasar por la minúscula prueba del probador, hay una chica morena en la puerta que me sonríe y pregunta ·que prendas va a meter dentro", muestro la camiseta y sonrie complaciente, "pasa guapo", y yo pienso "corcho", porque eso del "guapo" me ha sonado un poco como diría yo, ¿lascivo?, me digo mientras ella chupa el capuchon de su boligrafo BIC y luego lo mordisquea levemente con unos dientecillos blancos perfectos, la contemplo solo un momento y pienso "me ha visto el CD y esta disimulando", luego ella se concentra en el papel que tiene delante y yo me meto en el probador con el corazón pom-pom-pom acelerado porque vamos a ver, ¿de que va esa tia?¿porque chupa así el boli BIC?pero como no hemos venido a hacernos preguntas metafísicas echo el tranco a la puerta y me aplico con la carcasa de plástico del CD, es decir, me lio a hostias con el artilugio , es duro pero cuando aparece la primera grieta en la estructura digo "estas vencido, ya sois mios", el momento de la apertura del puto chisme tiene algo de placer orgásmico, extraigo el CD de las astillas transparentes y musito con el labio superior tembloroso como una virgen quitándose el sosten por vez primera "ya te tengo", me desabrocho el primer botón de la bragueta de los vaqueros para volver a insertar mi adquisición en las profundidades de mi ropa interior cuando "toctoctoc", llaman a la puerta y tengo que contraer todos mis esfínteres por un instante, "si digame" murmuro y oigo una voz femenina "puede abrir un momento", "la has cagado" pienso, intento calcular mentalmente si tengo pasta en la cartera para pagar el puto CD que a fin de cuentas solo conocía una canción, joder, para qué me meto en líos, pero como hay una minúscula posibilidad de que no me esté buscando por ningún tipo de delito, deslizo el CD entre el calzoncillo y mi trasero, tomo aire y abro la puerta... no lo puedo creer, es la chica de probadores con la blusa más desabotonada de lo que cabría esperar y el jodido boli BIC entre los dientes, "he pensado que quizás podría echarle una manita" dice relamiéndose como lo gatos, entra de sopetón y cierra la puerta a su espalda, no me da tiempo a decir nada porque estampa su boca contra la mía y aplasta su pecho contra el mio, tardo unos segundos en reaccionar pero por fin pienso "bueno, se se pone en este plan no creo que me diga nada del CD", aprieto mi pelvis contra la suya y disfruto del roce, del calor, de la humedad, introduzco los dedos en su sostén, me deslizo bajo el borde de su falda, recorro con la yema de mi índice la huella que ha dejado en sus caderas el elástico de sus bragas, me aventuro un poco más, rozo el borde superior de su vello púbico, entonces ella me rodea el cuello con su brazo y susurra en mi oreja con aliento cálido "házmelo... ya", en ese momento, como buen representante del sexo masculino que acostumbra a olvidar todo su entorno cuando la entrepierna toma el mando, ya había olvidado a los Scissor Sisters atrapados contra mi culo, desabrocho dos botones más de mi bragueta y, justo cuando me voy a poner manos a la obra, "toctoctoc", la puerta de mi probador parece haberse convertido en el centro de atención al cliente, solo que ahora no está el cerrojo echado, quien entre verá a esta chica con la falda enrollada en la cintura, la blusa abierta y yo a punto de... "vaya, puedo ayudaros en algo" dice una voz profunda, es el vigilante de la puerta "ya estoy perdido" pienso pero esto es una locura, se coloca detrás de mi y a la vez que me empuja contra la más que dispuesta chica de probadores me saca la camiseta por la cabeza y pasa su lengua por mi nuca "sigamos enel punto donde lo habíais dejado", me pellizca las tetillas, termina de bajarme los pantalones, saca el CD de "Scissor Sisters" de mi slip y aprieta su paquete contra mi retaguardia, "fuera obstaculos" resopla, luego me dirige hacia el sexo de ella con una mano mientras la otra se desliza entre mis nalgas, veo el CD en el suelo y suena en mi cabeza:

" I don't feel like dancin', dancin'
Even if I find nothing better to do
Don't feel like dancin', dancin'
Why'd you picka tune when I'm not in the mood?
Don't feel like dancin', dancin'
I'd rather be home with the one in the bed till dawn with you"

RIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIINNNNNNNNNNNNNNGGGGGGGGGGGGGGGGG

...puto despertador...pero de hoy no pasa, me mango el de los Scissor Sisters, palabra....

..la fotografia, pues de los Scissor Sisters, claro...

Un abrazo a todos.

jueves, septiembre 21, 2006

...TERCER CAPITULO...

...en fin, aquí va otra entrega del culebrón venezolano que me estoy cascando, y dado que han pasado unos cuantos días desde el capítulo anterior, una breve sinopsis:
...un verano en el pasado, un verano en el presente, una misma mujer volviendo a una misma casa, un par de chulazos para animar la reunión... vaya, ¿que saldrá de aquí? Ni yo mismo lo sé, jaja... Vamos allá...
Capítulo 3

Ayer

En vez de ir al servicio se dirigió a la cocina, donde Dolores estaba organizando las provisiones. Al verla entrar sonrió y la animó a sentarse.
- Ya empezamos con la lucha de todos los años a la hora de las comidas... tu madre tiene mucho temperamento, y tu tampoco te quedas atrás, pero tampoco me parece bien que te quedes siempre sin comer. ¿No te apetece nada aquí que estamos las dos tranquilas?
- Mmmm...dame una galleta.
La mujer rió complacida y se levantó a por una lata de un estante.
- ¡Igual que cuando eras pequeña!...En el fondo sigues siendo mi niña. Ten, son de chocolate como a ti te gustan.
Dolores era una mujer baja, gruesa y de cabellos blancos que siempre vestía de negro desde la muerte de su esposo, ocurrida muchos años atrás. Laura pensó ahora allí sentada que la quería más que a su propia madre, o al menos era lo que sentía cuando su madre se comportaba de aquella manera. La cocina, con sus estanterías repletas de frascos, sus fogones, la mesa de madera con sus taburetes y la ventana que miraba a las dunas era su refugio, el lugar donde le gustaba esconderse cuando se hartaba de Sofía, de Victoria, del mar y de aquel sitio en general.
Se comió una galleta pensativamente, valorando la toma de contacto con la casa y las posibilidades de los próximos meses. Luego recordó lo que su tía le había contado y preguntó:
- ¿Has estado enferma este invierno? Tía Victoria me contó algo...
- ...uff, hija, son los años que no perdonan... tengo la espalda fastidiada. Menos mal que mi chico va a echarme una mano, sino habría tenido que renunciar al empleo este verano...
- No sabía que tenías hijos...
Dolores la respondió con una sonrisa bondadosa.
- Es natural. Yo te quiero mucho, pero no dejamos de estar tú en tu sitio y yo en el mío... ahora dime, ¿no vas a volver a la mesa? Si no tu madre va a enfadarse contigo nada más empezar las vacaciones.
Laura valoró sus posibilidades y por fin se levantó con exagerados gestos de hastío que hicieron reír a Dolores.
- Me vuelve loca siempre, pero cuando se junta con tía Vicky es muchísimo peor...-suspiró antes de marcharse- Luego te veo, Dolores, tendremos cosas de que hablar, ¿verdad?
La mujer asintió sin abandonar la sonrisa, y Laura volvió arrastrando los pies al salón.

Hoy

Sobre la mesa de la cocina encontró, tal y como José le había dicho, un manojo de llaves y un papel arrancado de una libreta con un número de teléfono apuntado. Deslizó pensativamente los dedos sobre él pensando qué excusa podría poner para utilizarlo.
"Hay tanto que me queda por saber... él se quedó aquí, tuvo que enterarse de cómo terminó todo, y además conoce las partes que a mi me faltan, puede contarme lo que sucedió cuando yo no estaba presente... eso es parte de la razón por la que estoy aquí, ¿no? Rellenar esas lagunas, dejar de preguntarme qué es lo que pasó...
...pero todavía no... iremos por partes, ¿qué tal si primero deshacemos la maleta?"
Se instaló en su habitación de siempre, no tardó más de diez minutos en distribuir su escaso equipaje por las baldas de un vetusto armario de madera que no recordaba haber visto antes. Aparte de esto el único mobiliario era una cama con las sábanas pulcramente dobladas sobre el colchón a la espera de ser colocadas,, una silla y una mesita, nada más. Sin embargo el espectáculo de las dunas, la playa y el mar a través de la ventana compensaban con creces la sobriedad del interior.
"Recuerdo que cuando era pequeña no podía soportar el aburrimiento, ahora en cambio creo que podría pasar aquí unos cuantos meses escribiendo, olvidada del mundo... ¿Será una mala idea venderla ahora que las cosas me van mejor?..."
El pitido del teléfono móvil la hizo dar un salto antes de cogerlo. Era Elena, que parecía haber escuchado su último pensamiento.
- ¿Qué tal, turista? ¿Has llegado hace mucho?
- Hace un rato... oye, eres un encanto, no se como agradecerte el que te hayas acordado de mandar a alguien para que pusiese la casa a punto, ha hecho un trabajo estupendo...
- Me debes otra cena -rió su amiga. Laura escuchaba mucho bullicio por el auricular y se sintió de pronto mucho más sola y aislada que hacía unos instantes- ...para eso llamaba, quería asegurarme de que el tipo había hecho su trabajo bien... a fin de cuentas eres tú quien va a pagarlo, jajaja...
- Lo hizo muy bien... oye, ¿cómo diste con ese tipo?
- Bueno, la amiga de una amiga de una inmobiliaria de allí conocía a las personas que tu familia contrataba habitualmente para estas labores... un momento...-su voz se sonó un momento como si se alejase del teléfono- ¿pero queréis callaros, chicos?¡no oigo ni una palabra!... ¿sigues ahí, Laura?
- Si, si...-murmuró consciente de su único ruido de fondo, el sonido de las olas rompiendo en la arena y los gritos de las gaviotas- ...la cuestión es si tú estás o no estás...
- ¡Jaja, claro que estoy, pero en medio de un barullo que ni te cuento, nos vamos de cena unos cuantos y hemos entrado a un bar para organizarnos... o desorganizarnos, no lo sé... ¿Qué te estaba diciendo?
- De la familia que contratábamos aquí los veranos...
- Oh, sí... al parecer la madre, una señora mayor, las palmó hace unos cuantos años, y es el hijo el que se encarga de esos menesteres... dime, ¿está bueno? Igual te surge un entretenimiento inesperado para estos días que pases allí...
Aunque no se había acordado de ella en todo aquel tiempo, la noticia de la muerte de Dolores la llenó de una repentina tristeza, como si hiciese solo unos días que no se hubiesen visto.
"...qué pensará José de mi, tantos años trabajando para mi familia y no aparecí en el entierro... pero es que la había borrado de mi memoria por completo, ¿cómo pudo suceder?... me había olvidado incluso de Jose..."
- Escucha, Elena, llámame cuando estés más tranquila, ¿de acuerdo?
- ¡Si, si!-gritó su amiga para hacerse oír- Pero está todo bien, ¿eh?
- Todo bien...Un beso...
Colgó sin esperar respuesta y se quedó un segundo con el aparato en la mano y los ojos cerrados intentando centrar su mente un momento antes de que el molesto pitido volviese a sonar.
"Pero quien..."
- ¿Laura?...¿Estas ahí?...
- Sara... eres tu...
- Por Dios, estaba subiéndome por las paredes, me lleva diciendo que no tienes cobertura desde hace no-se-cuanto tiempo, y cuando por fin logro una señal, me da comunicando... creía que te había pasado algo.
La sincera preocupación en la voz de su compañera logró relajarla de nuevo. Se dejó caer en la cama y dijo:
- No te preocupes, estoy bien... un poco cansada después del viaje y la "toma de contacto"... pero creo que merecerá la pena. Tendría que haberme traído la máquina de escribir, este lugar es estupendo para concentrarme en mi libro.
- ¿Tu libro?... no me asustes, ¿cuánto tiempo piensas dejarme aquí sola?
Laura rió silenciosamente.
- No mucho, ya te he dicho que no he traído la máquina...
- ...a Dios gracias...
- ...pero aún así, no se si hubiese aguantado mucho en este sitio. Estoy tan acostumbrada a la ciudad que creo que la voy a echar de menos enseguida.
- Oh. La ciudad. Muchas gracias. Por un momento pensé que iba a ser a mi a quien echaras de menos.
Ahora no pudo reprimir la risa.
- Vamos, lo digo para hacerte rabiar, ya lo sabes. Te estoy echando de menos desde que cerré la puerta de casa detrás de mí.
- Te estás riendo... eres indescriptible, largarte a tomar el sol tu sola a ese sitio y dejarme a mi aquí cuando podríamos haber estado...
- ...revolcándonos como dos perras...
- ...entre otras cosas... venga, no bromees, voy a estar inquieta hasta que te vuelva a ver aparecer por aquí. ¿Me llamarás si te ocurre algo?
- ...lo haré...
- ¿Me llamarás de todas formas aunque no ocurra nada?
- ...claro que sí...
- ¿Y yo puedo llamarte a todas horas siempre que quiera?
- ¡Jajaja!... claro, sino me voy a volver loca sin hablar con nadie. Lo estaré esperando, sino me voy a sentir defraudada.
Aún hablaron un rato más sobre cosas triviales antes de despedirse. Después dejó el teléfono a su lado y sin proponérselo se quedó poco a poco dormida...
Continuará...
La fotografía, si es que logro colocarla porque mi amigo el Blogger está hoy revolucionario ( la pregunta es, ¿y cuando no lo está? ), es de Miguel r-p-n, una vez más, gracias...
( Bastante rato después )
...vale, pues hoy sin foto, se acabó, que ya se me están hinchando los cataplines, con perdón... Lo siento, Miguel...

sábado, septiembre 16, 2006

ROSA DE FUEGO


... este es un regalo que me llegó en forma de comentario y que deseo compartir con todos vosotros. Es un regalo de los que verdaderamente importan, porque está hecho con el corazón, y llega a lo más profundo de este angel, pintándole el alma de color rojo fuego...
Ya se habìan acostumbrado
mis ojos còncavos y tristes
a su compañia negra,
a sus flores marchitas
a su danza espectral
suspendida en las horas.
Ya me habìa acostumbrado a su presencia
¡mi compañera, la nada!
Màs no aquella
que me teje horas sabias.
no aquella,
que sujeta mis palomas y mis cuervos,
y me los suelta en la memoria,
sino su terrible gemela,
la que muerde el alma
con el hambre eterna
de los condenados.
Mi compañero de azabache y estìo,
mecièndose en el viento,
aferrado a un segundo
se ha colado en mis horas...
ha sembrado mis ojos
de sus alados jazmines,
y ha enredado mi aliento
en su mirada de raso.
Mi compañero de miel y olvido,
ha caminado febrilmente
palmo a palmo por mis sueños.
Me ha hecho un revuelo
de colores y aromas
entre mis flores marchitas,
y en su sonrisa ha extinguido
para siempre mis sepulcros.
Sentada al borde de los nunca,
le aguardo en eterna espera.
Tengo el regazo sembrado
de mariposas amarillas y rojas,
me nacieron uno de estos dìas buenos,
y cuàn dulce serìa
colgarlas una a una en su tiempo
o deslizarlas traviesas
en sus pàlidas alas,
para teñirlas de risa.
Mi compañero de rosa y delirio,
quisiera a veces recoger
tus jazmines de mis ojos,
detener tu danzar
sobre mi pecho desnudo,
plegar tus càlidas alas
para respirar mi propio aire.
Ya no tengo màs sueños
revoloteando en mis horas,
se fueron todos,
tras tu mirada de raso.
El nombre del autor ilustra el título de este "post", y además está escrito en mi libro de "Personas muy especiales"... me he emocionado, gracias...

viernes, septiembre 15, 2006

SUCESOS PARANORMALES A LAS 6:35 A.M., NEW YORK

...esta pequeña fantasía va dedicada en primer lugar a Hermes, que ha sido el inductor de la historia, ahí va con todo mi cariño para ti, amigo, esto es todo responsabilidad suya, jaja...
...tambien la dedico a otro amigo que está ahora en la "gran manzana", ojala su viaje sea hermoso y retorne más espléndido, si es que cabe...
...y la siguiente... bueno, esa la dejo para después...

SUCESOS SOBRENATURALES - 6::35 a.m.- NEW YORK

- ¡Espere!... pare aquí...
- Pero que dices, si nos falta un huevo aún para llegar a casa y hace un frío que pela...
- ....paramos...¿cuanto le debo?
Mi amigo para el taxi, paga el viaje y me empuja fuera del vehículo sin contemplaciones... son las 6:35 de la mañana de un domingo, venimos de la "fiesta del cuero" que celebraban en una famosa discoteca de la "gran manzana" y tenemos pinta de todo menos de andar por la calle un domingo de mañana a estas horas:yo llevo pantalones negros, unos tirantes adornados con tachuelas plateadas y una gorra de plato pero el es incluso peor porque su atuendo se reduce a unos minúsculos shorts de piel brillante marcando todo el paquetorro y un chaleco abierto, sin botones, ni cremallera, ni nigún artilugio que su creador hubiese planificado para llevar abrochado... este uniforme anoche con unas copas de más me pareció la apoteosis del buen gusto y sobre todo del calentón, ahora me cuesta mirarle directamente según avanza el amanecer... en su espalda, por si alguna mente sencilla pensaba que se trataba del nuevo uniforme de las urgencias domiciliarias, esta escrito con lentejuelas " GUY FUCKER ".
- Que pretendes hacer, -le digo intentando ser prudente-, visitar un asilo de ancianas y llevarles el pavo de Acción de Gracias por anticipado...
Me mira con esos ojos oscuros brillando bajo el cabello negro ensortijado y no puedo negarme a nada... al menos hasta que no me lo folle...
-...tengo una fantasía -dice y veo la risa bailar en su mirada- ... es la hora justa para llevarla a cabo...
Esto me preocupa, soy conservador en el sexo y no me veo chupándosela en una cabina de teléfonos...
-...escucha sé que aquí no conoces a nadie y tal, pero las fantasías que tengas creo que serán mejor en el hotel, con la persiana echada y un colchón que... -sigue sonriendo y me doy cuenta de que no le convenzo- ...joder, piensa en el suelo, el baño, hasta la puta terraza... pero aquí mismo yo no se si podría el...
Sacude su hermosa cabeza con aire divertido.
- ¡Sexo-sexo-sexo!... ¿quien piensa en sexo? - "yo", respondo mentalmente-...solo quiero un cafe y algo para mojar...
- ¿Mojar?...¿eso no es sexo?
Se rie de esa forma que me ha enamorado y me rodea los hombros con su brazo en un gesto tan cariñoso e íntimo que anula mis resistencias y me dejo llevar.
-...vale, un cafe y un bollo... -le digo totalmente enamorado al menos por los próximos treinta minutos- ¿crees que podrán servirme un whisky a estas horas si paso del cafe?
Deposita un beso en mi mejilla que me hace olvidar incluso el sexo... estoy bien así, con el calor de su cuerpo a mi lado en esta mañana fría y clara de la ciudad... encontramos un minúsculo café abierto en el que apenas cabemos los dos hombro con hombro. Tras el mostrador hay un viejecito de ojos amables, temo que piense que venimos a desvalijarle la caja con estas pintas pero solo sonrie cuando mi compañero pide dos cafés y dos croissants para llevar. Sin que ninguno abramos la boca el viejecito dice:
-... esta a cuatro pasos volviendo la esquina. Durante la noche baja las persianas pero a estas horas seguro que ya están arriba y pueden ver el espectáculo...
Empiezo a sentirme como en una de esas películas en las que todo el mundo sabe lo que pasa salvo el protagonista... él me da mi café, mi bollo y me lleva de vuelta riendo ante mi cara de desconcierto.
- ...veras, veras... esto es pura magia...
Apenas torcemos la esquina aparece el letrero :
"TIFFANY&CO."
De un modo mágico, según nos enfrentamos al panorama, todas las persianas empiezan a elevarse respondiendo a una señal programada, descubriendo un mundo resplandeciente de diamantes, oro y precios astronómicos.
Quedamos tan impresionados que debemos componer una cómica estampa, los dos vestidos de cueros, con el café y el bollo en las manos y la boca abierta viendo el espectaculo.
Por fin mi amigo compone un gesto coqueto, moja su croissant en el café y se pasea lentamente contemplando las joyas de los escaparates.
"Le bajaría los pantalones ahí mismo, debajo de ese cartel" pienso enardecido por la pasión, pero también me rio, y le revuelvo el cabello pensando cuanto tiempo más va a durar esta espera.
-...así que esta era la sorpresa -le digo enlazando su cintura- ...un desayuno con diamantes... ¿te he dicho ya que te quiero?
Le giro y logro apretarle contra mi unos instantes, buscando sus labios.
Entonces un taxi se detiene a unos metros de nosotros. Solo pasan unos segundos antes de ver una esbelta pantorrilla con un zapato de tacón alto posarse en el suelo. A la pantorrilla le sigue una chica flaca muy bien peinada con un vestido negro de lentejuelas, guantes hasta el codo y gafas de sol. En la mano lleva como nosotros un cafe en un vaso de plastico y un pequeño bollo. Nos sonrie un instante y mientra su taxi se queda esperándola se pasea ante los escaparates, tomando su desayuno.
No se porqué se me humedecen los ojos con una emoción inesperada, mi amigo sepulta la cara en mi hombro y de pronto todas las palomas que picoteaban en el suelo echan a volar, mientras el aire nos trae una canción.

"Moon River,
wider than a mile,
I'm crossing you in style some day.
Oh, dream maker,
you heart breaker,
wherever you're going
I'm going your way.
Two drifters off to see the world.
There's such a lot of world to see.
We're after the same rainbow's end
-- waiting 'round the bend,
my huckleberry friend,
Moon River and me"

...cuando levanta su cara para besarme, noto el sabor salado de las lagrimas sobre su piel y pienso en ese momento que el mundo entero es nuestro, que no importa nada, que cuando dentro de unas horas despierte en la habitación de mi hotel no le habré perdido de vista sino que estará a mi lado sonriendo, que este instante en el que yo lo soy todo para él y él todo para mi va a durar eternamente, que su vida y la mía será un eterno desayuno con diamantes...

...además quiero animar a todo el visitante habitual o casual a que vea "Desayuno con diamantes"o que lea la historia ( muy corta, no penseis en un "Crimen y castigo")de Truman Capote... este cuento esta lleno de humanidad, de belleza, de ilusión por las cosas hermosas, por saber vivir de las pequeñas alegrías y esperar... aunque haya momentos para la tristeza, el mensaje es... esperar... sonreir... encontrar que el placer de llevar en el cuello un collar de un millón de dolares puede sustituirse por un cafe, un bollo y un alma llena de ilusiones y de agradecimientos...
...y todas estas tonterias que me han dado en la cabeza, culpa de Hermes, así que por favor, los comentarios directamente a su blog...
(un abrazo, Hermes)

lunes, septiembre 11, 2006

...SEGUIMOS...


...lunes, Septiembre, los niños que vuelven al cole, parece que la vida no ha perdido hoy ni una sola oportunidad de recordarnos "vale, aqui estamos con lo de siempre, es hora de volver a poner los pies en el suelo...¿tienes el calzado apropiado?... unas botas de agua pueden ser buenas por si hay que chapotear en el barro..."
... bueno, pues le daremos un poco en los morros a la realidad con esta pequeña gota de pasión, para aplicársela a uno mismo como si de un perfume se tratase... ojalá sea provechosa para todos...
Y que tenía una estupenda imagen pero el blogger está hoy contestatario y parece que no...
...o si...
...a ver, que lo estamos "subiendo"...
...el tiempo pasa...
...tic...
...tac...
...estoy perdiendo la esperanza, que dicen que es lo último que se pierde...
...lo conseguí, no pudo ser la fotografía que miguel me mandó pero bueno... ahí queda...
Capítulo 2

Hoy

Elena primero había chillado y luego se había reído cuando conoció sus intenciones.
- ¿Tu sola, unos días con la única compañía de ese caserón?... Pero Laurita, qué mosca te ha picado... en fin, no creo que haya problema porque la venta no se concretará hasta Septiembre, todavía tienes dos meses por delante para volverte absolutamente loca entre esas cuatro paredes... pero piénsalo bien, no quiero tener que ir a buscarte con una ambulancia, dos camilleros y una camisa de fuerza...
Ahora enfrente de la casa sentía que eso era precisamente lo que iba a ocurrir, que se iba a volver loca. Allí no quedaba nada, ni siquiera las dos palmeritas que su tía Victoria cuidaba con tanto mimo durante el verano y que eran el único adorno en la terraza de la casa.
"Siempre me pareció que solo resaltaban lo poco atractivo que era el conjunto, pero ahora que no están...vaya, si que dejan sensación de vacío..."
No quedaba nada aunque no había cambiado en lo esencial, sencillamente no había nada porque nunca hubo gran cosa en realidad. Pero la playa estaba idéntica, el mar era del mismo azul profundo, las mismas gaviotas gritaban sobre su cabeza y las dunas tras la casa parecían las mismas dunas, el desierto en miniatura que siempre les había separado del pueblo. Pensó que si de pronto escuchase la voz de su padre llamándola desde la casa no la sorprendería en absoluto.
"Eh, Laura, entra que te estamos esperando"
"Pero eso no va a suceder, ¿verdad?"
El corazón se le detuvo en el pecho cuando vio una figura evidentemente masculina recortarse en el umbral a medida que se iba aproximando a la puerta. Se llevo una mano a la garganta intentando reprimir un grito, y el extraño interpretó su gesto adecuadamente porque dio un paso afuera para dejarse ver.
- Tranquila. Su amiga de la inmobiliaria me mandó para poner un poco de orden al saber que iba a venir usted aquí.
"Elena..."pensó con una sonrisa"Si no fuese por ella me tendría que pasar los próximos tres días barriendo y quitando telarañas..."
- Estaría todo hecho un desastre, no sé cuantos años hace que nadie viene por aquí. -respondió intentando sonreír aunque todavía sintiendo el pulso acelerado-.
- La verdad es que sí, hubo que trabajar duro, la arena acaba por encontrar la forma de irse colando por todos los resquicios,¿sabe? Por fortuna los pocos muebles que encontré estaban bien embalados y se han conservado en buenas condiciones. No gozará de grandes lujos pero creo que se encontrará cómoda el tiempo que dure su estancia.
Laura no captó la mayor parte de las palabras del hombre porque estaba contemplando con detenimiento sus rasgos y otro rostro se le iba desvelando, igual que si ella también estuviese limpiando y frotando las huellas del tiempo hasta encontrar en él una cara de hacía veinte años.
-... pero tú eres...
El hombre pareció un poco azorado de repente y se contempló los zapatos con detenimiento.
- Hace mucho ya desde la última vez que nos vimos -murmuró-...
- Jose...
Hubo un instante interminable de silencio en el que ninguno abrió la boca, el hombre mirando al suelo y escarbando en la arena con la punta de los pies, ella con el cerebro momentáneamente en blanco, tratando de traer del pasado algo más que un rostro y un nombre.
- No puedo quedarme, -dijo él por fin- me he entretenido mucho tiempo y tengo que volver a casa. Sobre la mesa de la cocina están las llaves y en el salón he dejado algo de fruta y pan. No he rellenado la despensa, eso es cosa de cada uno, creo yo... También está mi teléfono apuntado por si me he olvidado de algo importante. Es un número de móvil, estoy disponible a cualquier hora...-el hombre volvió a contemplar nervioso el suelo-...ahora de verdad, tengo que marcharme.
Apenas tuvo tiempo de abrir la boca antes de que José desapareciese tras una de las esquinas de la casa para reaparecer casi al momento pero montado en una motocicleta que pasó junto a ella como una exhalación, dejando tras de si una pequeña nube de polvo.
"Ya habrá tiempo de pensar en esto más tarde" se dijo respirando hondo. Vamos adentro."

Ayer

La planta baja de la casa estaba ocupada en su totalidad ( a excepción de una cocina y un aseo ) por un enorme salón con paredes de piedra y ventanales permanentemente abiertos con cortinas que volaban con suavidad. La decoración era sencilla, apenas un par de cuadros, una gran mesa de comedor con ocho sillas y multitud de divanes y cojines por los que pasaban tirados la mayor parte del verano. El único mueble extra era una pequeña estantería de madera abarrotada de libros viejos que Laura creía haber leído al menos tres veces cada uno. Este año la sorpresa era un viejo televisor que Victoria les enseñó orgullosa como si se tratase de la presa de una cacería.
- Lo encontré en un rastro por un precio irrisorio... no se ven todos los canales y es en blanco y negro, pero bueno, ahí está. No hace falta que lo pongamos si no queremos, es una opción nada más... ¿os parece buena idea?
Dolores les había preparado unas cuantas fuentes con embutidos, queso, ensaladas y grandes pedazos de sandía, acompañado del pan crujiente y denso que hacían en el pueblo, vino rosado y refrescos.
Laura observó que Daniel se sirvió una copa de vino e intentó hacer lo propio antes de que su madre gritase:
- ¡Laurita por Dios! Desde cuando tomas tú vino... Victoria, alcánzala una naranjada o algo así...
Daniel le dedicó una sonrisa burlona y se metió un trozo de jamón a la boca.
"Mama, te odio".
- Bien, ¿qué tal la universidad, Daniel? -preguntó su padre sirviéndose vino a su vez mientras ella cogía una rodaja de sandía y se dejaba caer en uno de los enormes sofás- ¿una buena experiencia?
- Psé. No ha estado mal.
- ¡A saber que es lo que hará el solo allí sin su madre que le controle! -rió Victoria- Está en un piso con otros compañeros, yo lo he visto y lo tienen monísimo-monísimo... para que luego digan que los chicos son desordenados...
- Vaya, así que en un piso tu solo -siguió el padre de Laura con su eterna sonrisa- Cuidado que no lo pasarás bien allí, eh pillin.
Daniel le devolvió la sonrisa pero no dijo nada.
- Por lo menos ha sacado unas notas estupendas -comentó Victoria orgullosa- Todo de notables para arriba... creo que va a hacer una carrera estupenda, ya lo veréis.
- ¡Que suerte tienes! -chilló Sofía- Laurita es un auténtico desastre, este año ha tenido que echar en su maleta el librote de matemáticas y el de ciencias naturales, ¿puedes creerlo, Vicky querida?... No gano para disgustos.
Laura escupió una pepita en la palma de su mano y miró de reojo a su primo para ver si la observaba con compasión, pero este parecía ausente de la conversación con la vista perdida en una ventana. Ella siguió su mirada y vio al chico que se habían cruzado al entrar caminando descalzo por la playa y agachándose de vez en cuando a echar algo en una cesta. Cuando se volvió hacia Daniel él la estaba mirando ahora, y se sintió enrojecer violentamente. Parecía haberse dado cuenta de su escrutinio y su expresión se había vuelto un poco dura, como si no le hubiese gustado que ella espiase lo que él a su vez estaba espiando. Se levantó para acercarse a la mesa y susurró al oído de su madre.
- Voy un momento al servicio .
- ¿Al servicio ahora? ¡Pero si todavía no has empezado a comer! Hazme el favor de sentarte y...
Vació el puñado de pepitas de sandía en el mantel y salió furiosa del salón, con los gritos de su madre a la espalda.
- ¿Os dais cuenta? ¿os dais cuenta del infierno que paso cada día?... ¿cuándo dejará de ser una adolescente, por amor de Dios?

Hoy

El salón estaba prácticamente igual que como lo recordaba, los mismos muebles y los mismos montones de novelas apolilladas en un rincón, pero de algún modo había echado de menos la presencia humana durante tanto tiempo y se mostraba a sus ojos mucho más vacío que antaño. Observó divertida que José se había tomado la molestia incluso de sacar el televisor que su tía compró aquel último verano y que no recordaba haber visto jamás encendido, un trasto que ahora se le antojaba prehistórico con sus enormes dimensiones y las dos antenas como dos grandes cuernos señalando a distintos puntos del techo. Por alguna razón el viejo aparato la hizo sentir mejor, como si hubiese quedado allí algún miembro olvidado de la familia.
"Y solo llevo cinco minutos aquí dentro..."
...la noche anterior Sara todavía había tratado de convencerla por última vez para ir a pasar juntas aquellos días. Después de una cena con velas que Laura había preparado a modo de despedida, estaba colocando los platos sucios en el lavavajillas cuando su amiga se le acercó sigilosamente por la espalda y le rodeó la cintura con los brazos.
- Has estado a punto de lograr que lo deje caer todo y preparar un estropicio de cuidado -resopló-.
Sara le depositó un beso en la base del cuello y la apretó firmemente contra su cuerpo.
- ...estás a tiempo de cambiar de idea -le susurró al oído procurando que sus labios le rozasen la oreja-. Solo tengo que hacer un par de llamadas y quedaré libre de compromisos los próximos quince días.
- Te he dicho que es algo que me apetece hacer sola -suspiró dejando los cacharros que aún tenía junto a la pila. Después cruzó sus manos sobre las de Sara y añadió- Si más adelante echo en falta la compañía humana te lo haré saber, ¿Vale?
Los dedos de Sara se escaparon de los suyos y revolotearon hacia arriba hasta posarse sobre sus pechos, entreteniéndose allí mientras la volvía a besar lenta y calidamente en el cuello.
- ...piénsalo, cariño, solos tu, yo y el mar, podemos pasar dos semanas corriendo por esa casa totalmente desnudas sin hacer otra cosa que revolcarnos como perras por los rincones -Laura tuvo que reír muy a pesar suyo, e intentó zafarse del abrazo aunque con poco convencimiento-...vamos, no me hagas rogarte más...
Ahora los dedos se deslizaron entre los botones de la blusa en busca de su piel y Laura emitió un jadeo.
- ...la coacción sexual no... ah... no te servirá de nada... está todo decidido...
- Ah, ¿si?... debería dejarte aquí sola con tu fregoteo y marcharme a buscarme a otra por ahí...
- ...bueno...-tragó saliva-...puedes irte, no te lo impido...
Sara la dio media vuelta y la tomó la cara entre las manos.
- Demasiado tarde, estoy cachonda... me encanta hacer el amor en las cocinas, ¿no te lo había dicho nunca?...
Después aplastó los labios contra los suyos y ambas olvidaron durante un buen rato sus planes, la casa y los platos sucios.
Continuará...

domingo, septiembre 10, 2006

NOBODY KNOWS ME


I've had so many lives
Since I was a child
And I realise
How many times I've died
I'm not that kind of guy
Sometimes I feel shy
I think I can fly
Closer to the sky
No one's telling you how to live your life
But it's a setup until you're fed up
This world is not so kind
People trap your mind
It's so hard to find
Someone to admire
I, I sleep much better at night
I feel closer to the light
Now I'm gonna try
To improve my life
No one's telling you how to live your life
But it's a setup until you're fed up
It's no good when you're misunderstood
But why should I care
What the world thinks of me
Won't let a stranger
Give me a social disease
Nobody, nobody knows me
Nobody knows me
Nobody knows me
Like you know me
Nobody knows me
Nobody knows me
Nobody knows me
Like you know me
No one's telling you how to live my life
But it's a setup, and I'm just fed up
It's no good when you're misunderstood
But why should I care
What the world thinks of me
Won't let a stranger
Give me a social disease
I don't want no lies
I don't watch TV
I don't waste my time
Won't read a magazine
I don't want no lies
I don't watch TV
I don't waste my time
Won't read a magazine
I, I sleep much better at night
I feel closer to the light
Now I'm gonna try
To improve my life
Nobody, nobody, nobody, nobody knows me
Nobody knows me
Nobody knows me
Like you know me
Este desparrame se debe a haber oido esta canción en el último CD de la Madonna, una grabación en directo titulada "I'm going to tell you a secret", y me ha chiflado,es un pasote... como ocurre que yo por la pájara esta siento cierta debilidad pues aquí casco la letra, no me arriesgo a traducirla para no meter el "cazo", pero lo que yo alcanzo a entender me gusta. Si fuese más entendido pondría esas cosas chulas que pone la gente para que pudieseis oir la canción, pero eso queda fuera del alcance de mis conocimientos informáticos, así que con saber poner la foto que da morbillo, vale...Además queda así abierta la oportunidad para que los detractores de esta tía ( que son tan acérrimos como sus admiradores ) puedan llamarla qué se yo, guarrilla y esas cosas...y si no que se lo pregunten a los rusos, que como la pesquen no la dejan un pelo en la cabeza, pobriña mia...
...bueno, eso era todo, una pausa lúdica entre tanta literatura fina, jaja...
...tengan cuidado ahi fuera, amigos...

viernes, septiembre 08, 2006

UN NUEVO COMIENZO


...este angel parece haber perdido momentaneamente la voz y solo es capaz de hablar y expresar sus sentimientos a través de personajes imaginarios... ahora que es Septiembre, que es un mes de retomar las actividades abandonadas durante el verano, que es mes de comienzo de cursos, de actividades varias, de once meses laborales, de principio del otoño... pues empezaremos algo más, una nueva historia que espero nos de un aliciente y una alegría en la vuelta a la monotonía cotidiana... para mi es un lugar de escape, un nuevo paisaje en el que refugiarme, en el que esconderme para hacer de observador... creo un espacio y cuando la realidad no me llena voy allí y miro... simplemente miro, guardo en mi cabeza todo lo que veo y después vengo y vuelco en un papel las experiencias vividas.
Ahora voy a iniciar el viaje, con la misma sensación del que monta en un tren con su maleta y emprende viaje hacia un destino desconocido, con ese hormigueo en el estómago y la misma emoción de embarcarse en algo nuevo, los mismos nervios...
...allá voy, de momento solo hay niebla, parece que aún no ha amanecido, o es solo una zona de paso y no hay nada que ver por el camino que me lleva hacia ese nuevo lugar...
...ahora poco a poco la niebla se levanto y comienzo a ver algo, noto una brisa en el rostro que me revuelve el cabello, también todo se inunda poco a poco de una cegadora claridad...
...esta vez no hay montañas...
...hoy diviso una playa...
Capítulo 1
Ayer

La casa familiar era un enorme cubo de dos pisos situado a un centenar de metros de la playa, del mismo color amarillo desvaído de la arena que la rodeaba. Las ventanas y las puertas eran rectángulos oscuros en las paredes, sin ninguna ornamentación, a excepción de los grandes ventanales de la segunda planta que miraban al mar, en los cuales había un largo y estrecho balcón y dos pequeñas palmeras, una en cada extremo. Por lo demás, todo era plano y liso, sin la menor concesión a la imaginación, en consonancia con el paisaje: aquella playa que se extendía interminable a derecha e izquierda; el océano, a veces de un verde sereno, a veces azul profundo pero siempre majestuoso; y arriba, dominándolo todo, el cielo infinito.
"Arena, agua y cielo. Eso es todo..."

Hoy

Laura dejó su pequeña maleta en el suelo y la contempló con una mezcla de ansiedad y desánimo. Lo que había parecido una buena idea en su momento ahora le resultaba una locura.¿Qué era lo que pretendía encontrar en aquel lugar lleno de fantasmas, que esperaba sacar en limpio de la experiencia...? Llevaba veinte años sin pisar por allí, y no había tenido intención de hacerlo nunca más, hasta que una mañana hacía quince días su agente inmobiliaria la llamó exultante:
- Laura, lo hemos conseguido, hay un tipo interesado en comprarte tu pequeña maldición familiar..
Elena, además de ser una buena amiga desde hacía mucho tiempo, era su agente inmobiliaria y la encargada de la venta de la casa. Llevaba tanto tiempo intentando deshacerse de ella que verdaderamente estaba terminando por verla como una maldición. Había conseguido coger auténtica manía al edificio y esta aversión se incrementaba especialmente las temporadas en que se había visto apurada de verdad y hubiera agradecido el ingreso económico extra fruto de la venta. Ahora no podía creer que por fin estuviese a punto de deshacerse de ella después de tanto tiempo.
- ¿Y de quien se trata?
- Un alemán, -respondió Elena- piensa echarla abajo y edificar en el terreno una especie de balneario.. Por lo visto han hecho estudios geológicos y debe haber posibilidad de perforar y sacar un manantial de aguas termales.
- ¿Aguas termales?... quizás deba ser yo la que monte el balneario, ¿no te parece?
- ...no lo dirás en serio, un balneario sobre los restos de esa pesadilla... Dejémosla descansar en paz y descansa en paz tú también, no te compliques la vida. Todo eso requerirá una inversión de capital y unas obras que solo los alemanes pueden pagar... además, que joder, no te veo como directora de un sitio de esos. Tu sigue con tus novelas y tu tranquilidad, que es lo que necesitas.
Cuando Elena le mencionó la cifra que pensaban pagar por la casa, todas sus dudas se disiparon.
- ¡¡Dios mío!! Pero si eso es bastante más del precio que teníamos pactado...
- Soy una vieja zorra en el negocio y cuando les vi tan interesados apliqué una oferta especial que no pudieron rechazar... -su amiga fingió sollozar lastimeramente- oh, voy a echar de menos el expediente de nuestra amiga de ladrillos sobre la mesa... ¿a que me vas a invitar para celebrarlo?
Le sorprendió el que a pesar de todo el sentimiento que la embargó no fuese de alegría, sino de nostalgia por tiempos que no iban a volver. Fue en ese mismo momento cuando experimentó el súbito y punzante deseo de visitarla una última vez, pasar allí unos últimos días...
"Antes que alguien llegue y borre todo vestigio del pasado"

Ayer

Habitualmente Laura se estremecía cuando al comenzar el verano enfilaban la carretera polvorienta que conducía a la casa y esta aparecía de pronto tras las dunas. Era el principio de dos meses interminables con la única compañía de su madre y su tía, dos meses mirando romper las olas, persiguiendo pequeños cangrejos por la orilla, caminando por aquella playa enorme y vacía prometiéndose que el año siguiente no se dejaría encerrar allí otra vez...
... pero este año era distinto.
"Este año estará Daniel..."
Si no habían surgido imprevistos de última hora, con toda seguridad Daniel y su madre estarían ya en la casa, ahorrándoles el trabajo habitual de ventilar, limpiar, sacudir polvo, y poner el edificio en movimiento tras el letargo invernal.
Daniel, el más guapo de sus primos, todo un verano, para ella sola.
Suspiró tan audiblemente que su madre se volvió a mirarla desde el asiento delantero del coche.
- ¿Te encuentras bien?
- Siii, mama. -resopló pensando para sí misma: "¿porqué tiene que estar encima mío todo el rato como si fuese una niña? Tengo casi dieciocho años, mierda"-.
Por el retrovisor captó la mirada divertida de su padre y le sacó la lengua.
"Claro, a él esto le divierte mucho, nos deja aquí y se vuelve a la ciudad, con nuestra casa todo un mes para él solito. Creo que si pudiese se intentaría librar de venir incluso en Agosto... Bien, este año me da igual, por lo que a mi respecta pueden marcharse los dos y dejarme sola. Tengo planes..."
Como si le hubiese leído la mente divisó de pronto al objeto de sus planes aparecer en lo alto de una duna, contemplando su llegada con una mano a modo de visera sobre los ojos.
"Madre mía" pensó al verle. Apenas pudo distinguir más que su cabello oscuro agitado por el viento y la camisa blanca hinchándose y agitándose con el aire como la vela de un barco, pero notó un agradable cosquilleo en el vientre que la hizo morderse el labio inferior.
Su padre también vio a Daniel y tocó el claxon del coche a modo de saludo.
- ¡Oh, es el pequeño Dani! -exclamó su madre agitando la mano por la ventanilla- Cielo Santo, pero si está hecho un hombre... ¿Cuántos años tiene ese niño?
- Ese niño tiene diecinueve años, mamá, en efecto es ya todo un hombre-respondió ella furiosa-.
- Por Dios, Laurita, no me hables como si fuese tonta. Yo que estaba tan contenta pensando que este año tendrías a alguien con quien jugar... ahora no estoy tan segura de que él esté ya en edad de seguir tus juegos...
- Vaya, además he olvidado mi colección de muñecas en casa -dijo Laura con sarcasmo- Que desastre. Bueno, siempre podremos jugar a los médicos, ¿eh mama?
- ¡Laura, eres una fresca! -se escandalizó su madre. Luego captó la risa de su esposo y le reprendió diciendo- ...tu no le rías las gracias, así está ella, que no hay quien la aguante.
- Ya no es una niña, Sofía... Seguro que se entiende con Dani perfectamente - contestó su padre en tono conciliador -...ahora tranquilidad, hemos llegado... vamos a comportarnos como una familia sensata ¿os parece?...
A la puerta de la casona les esperaba la madre de Daniel y Dolores, la mujer del pueblo que todos los años subía a echarles una mano con la limpieza y las tareas de la casa.
- ¡Hiiiii! -chilló su tía abrazándola y repartiendo besos sonoros por sus mejillas- ¡Pero si estás hecha una mujercita, ven aquí que te vea! Caray-caray-caray... seguro que ya tienes a los chicos locos en el instituto...
Victoria, la madre de Daniel era un calco perfecto de su propia madre,las dos altas, flacas, pelirrojas y con cierta tendencia a los grititos y las risitas.
"Nadie puede negar que son hermanas" se dijo Laura forzando una sonrisa.
Las mujeres se besaron y cloquearon durante un buen rato bajo el sol, mientras su padre y ella se acercaban a besar a Dolores.
- Aquí estamos otra vez, Dolores -le dijo su padre con una de sus deslumbrantes sonrisas- A volverla loca otro verano más.
- Si estoy encantada de tenerles de vuelta. Y mi niña... -la mujer se cubrió la boca con las manos como si hubiese dicho una inconveniencia-...pero si ya no es ninguna niña, vaya, vaya... como has crecido este año...
Laura se ruborizó un poco y no hizo más que sonreír por toda respuesta.
- Vamos adentro o nos achicharraremos aquí al sol. Dolores nos ha preparado un almuerzo estupendo, y tenía la nevera cargada de bebidas frescas... vaya, no se porque tengo la sensación de que este va a ser un verano estupendo, ¿no lo pensáis así?... ¡mirad, allí viene mi hijo!...¡Dani, corre, ven a saludar a tus tios!
Cuando Daniel se acercó con una sonrisa, sintió deseos de ser tragada por la tierra. Era el mismo Daniel de siempre, pero de pronto le parecía más hombre, su cara resultaba más angulosa, tenía la sombra oscura de una barba incipiente en las mejillas, el pecho que veía por la camisa semidesabrochada era más musculoso, y en sus ojos azules chispeaba una cierta malicia que no le había visto antes.
"Estoy enamorada" pensó dramáticamente. "Si me pinchan ahora no creo que salga ni una gota de sangre."
Daniel besó a sus padres y luego se volvió hacia ella con una sonrisa.
- Que tal, pelirroja.
Ella devolvió la sonrisa y se encogió de hombros sintiéndose una estúpida. El la contempló unos instantes con curiosidad y luego se metió dentro de la casa.
- Vamos, Laurita, tienes que tener hambre -la animó su tía Victoria cogiéndola del brazo y arrastrándola también al interior- Estás un poco flaca, tenemos que rellenarte esas carnes durante estos dos meses, ¿eh?
Laura no contestó, repentinamente distraída por la presencia de alguien en el corredor de entrada que se quedó muy quieto contra la pared, para dejarles pasar. Se trataba de un joven de cabello rubio ceniza y la tez morena de alguien que pasa mucho tiempo al aire libre.
- Vaya, ya has descubierto a José... es el hijo de Dolores -le informó Victoria en voz baja- Ella ha tenido problemas de salud este invierno, y vendrá a echarla una mano de vez en cuando.
Sus miradas se cruzaron solo un instante, luego el chico salió corriendo al exterior haciendo levantar las cejas a su tía.
- Creo que es un poco tímido...no importa, ya tendréis tiempo de conoceros bien... ahora, a llenar la panza, jajaja.
El verano se presentaba emocionante de verdad, pensó
.
La hermosísima fotografía, un regalo de Miguel r-p-n, por la cual le doy mil gracias...
...y nada, que continuará, Dios mediante, que se suele decir...

El último mar que compartimos juntos

El último mar que compartimos juntos
...esta vez, solo contigo